Escribe. Escribe, maldito.

Tú mismo

In Micropalabreos on septiembre 14, 2007 at 5:34 pm

¿Cómo vas a ser tú mismo, si ni siquiera sabes quien eres, si el único yo que conoces es el que otros te han contado de ti, y que tú, siempre buscando fuera, has asumido como verdadero? ¿Qué sentido tiene cuando alguien, dándote una palmadita al hombro para animarte o para compadecerte, te suelta eso de “simplemente, se tú mismo“?

La belleza original, el ser original, brilla cuando tus palacios de niebla y ficción caen y se derrumban en el más oscuro de los abismos. Entonces nadie te cuenta historias sobre tí que tú aceptas como verdaderas. Porque -por decirlo en crudo- ahí abajo uno está solo (ugh, miedo). Entonces tus ficciones que forman la estructura de ese tú que ni siquiera eres, se desmontan, se reducen a cascotes y cenizas. Y de entre el polvo que nunca has sido, emerge una dália negra, perfecta y limpia, aunque a tí eso quizás ya ni te importe.

No necesita ser bella. No necesita ser pura. Simplemente es. Original y espontánea. Y en esa armonía consigo misma, rescatada de entre los abismos, es bella, y es pura.

Entonces, un día, un(a) osado(a) explorador(a), se aventurará sin saberlo al fondo oscuro en el que reposan los huesos de las mentiras sobre cuyas arenas movedizas construiste una idea de tí que se derrumba al mínimo embate. Descenderá y de entre las ruinas de ese tú que nunca has sido, descubrirá esa belleza natural, ese ser original que sí eres. Y no podrá sino sentarse y observar al principio, y participar después de la armonía que tu eres, ajeno a tí, a tus controles y maquinaciones mundanas a tus desesperados esfuerzos por parecer entero cuando estás lleno de cicatrices, y hará perfecto el momento.

Y es que sólo la belleza perfecta es la que merece ser compartida. Sólo ese tú mismo real es el que merece aparecer. El resto son fuegos de artificio. Mero entretenimiento con el que el juego social nos quema los ojos.

Ese es el satori estético y metafísico detrás del conócete a tí mismo. Hay que destruir el yo que tú conoces y tú asumes.

¿Qué soy yo? Una biografía caótica y desmembrada. Una historia contada y creada desde el miedo y el egoismo de terceros que te han prestado un catalejo manchado con el que ver el mundo ahí afuera y hacerte participar con límites y deficiencias. Una ficción que algún día, a base de repetir asumí, por ignorancia, inconsciencia y, por qué no, conveniencia.

Alguna vez leí en algún sitio: la verdad es una mentira que aún está por descubrirse.

La realidad es una ficción que aún está por desmontarse.

Desmonta el yo. Deja de ser tú mismo, para, finalmente, ser, de verdad, tú mismo.

Anuncios
  1. Efectivamente, yo también creo que ese es el camino, dejar de ser la persona que han creado los demás de ti, para comenzar a ser realmente quién eres.
    (No me creo que vaya a estar de acuerdo con todo lo que comentas, mmhh 😛 )
    Seguiré buscando a ver si te puedo llevar la contraria, jaja.

  2. Esta es tu casa, sunshine… Encantado de que estés de acuerdo. Y encantado, también, en el caso de que así fuera, de que no lo estés. Uno evoluciona cuando encuentra discordancias en el camino, que le sacuden y le obligan a plantearse el mundo en el que vive. Es un placer tenerte por aquí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: